El tiempo, el trabajo y la creatividad

By | martes, noviembre 11, 2014 Leave a Comment



Estos tres conceptos están estrechamente ligados. No puede haber creatividad si no disponemos del tiempo suficiente para dejar que fluya y, aún menos, si no trabajamos para que aparezca. Es cierto que algunas grandes ideas aparecen de repente, casi sin dedicar tiempo a pensar en ellas, pero no es menos cierto que otras muchas necesitan que las pulamos, que les demos forma, que incluso las desechemos en un principio para volver a recuperarlas después.

Ser creativo implica trabajo y esfuerzo, pero también una gran recompensa: el reconocimiento de los demás. Eso debería bastar en muchos casos. 

Como docente, me gusta pensar que todos los alumnos son creativos, lo que está claro es que algunos dedican más tiempo y trabajo a crear que otros. Estos últimos se consideran a sí mismos poco imaginativos o poco capaces de innovar, pero se equivocan: TODOS SOMOS CREATIVOS EN MAYOR O MENOR MEDIDA, ya que la creatividad no solo puede plasmarse de forma artística o plástica, sino que puede y debe aparecer como instrumento indispensable en la resolución de problemas en el día a día del mundo laboral. 

Ante un problema imprevisto en una oficina, o ante una negociación enquistada, o una emergencia sanitaria poco común, se nos exigirá esa creatividad en un tiempo muy breve. Si la entrenamos ahora, nos será más fácil utilizarla en el futuro.

Todas las personas tienen la disposición de trabajar creativamente. Lo que sucede es que la mayoría jamás lo nota.”
Truman Capote

En próximas entradas, algunas técnicas para este entrenamiento.




Entrada más reciente Entrada antigua Página principal

0 comentarios: